. . .
4-ventajas-corporativas-de-dar-el-salto-a-la-nube

4 ventajas corporativas de dar el salto a la nube. En la actualidad, la computación en la nube (o Cloud computing) es una tendencia que ha ido creciendo de manera considerable desde el inicio de la pandemia.

Lima, Perú, 26 de julio del 2021.— Distintas empresas a nivel mundial, al igual que entidades gubernamentales, han adoptado con gran rapidez esta solución tecnológica con el objetivo de obtener una mayor agilidad y dinamismo en la evolución de sus compañías. Asimismo, esto ha formado parte de sus primeros pasos para la transformación digital.

Según una investigación del International Data Corporation (IDC), el crecimiento de infraestructura de la nube, en América Latina, crecerá en un 26.7% durante el 2021. Por otro lado, dentro del contexto peruano, el IDC indica que, en el 2020, el 56.5% de compañías elevó su demanda en Cloud Computing, mientras que un 52.7% ya se encontraba en miras de su implementación. Lo que refleja lo importante que se ha vuelto esta herramienta para el mundo corporativo.

No obstante, conociendo que aún existen muchas empresas que tienen dudas sobre la incursión digital hacia los servicios basados en la nube, Juan Moscoso, Regional Datacenter Sales Leader SSA de AMD, da a conocer cuatro ventajas que brinda la implementación de esta tecnología para las compañías.

1) Menor gasto en infraestructura

Una de las mejores ventajas para cualquier compañía es la reducción de gastos, y en este caso, migrar los datos a la nube genera un impacto directo en este aspecto. En primer lugar, hay un gran ahorro en lo que respecta a infraestructura informática, lo que deviene en que el mantenimiento tampoco será necesario. Por si fuera poco, el consumo energético, por parte del uso los equipos y servidores, también disminuye considerablemente.

Según el Observatorio Nacional de las Telecomunicaciones y de la Sociedad de la Información (ONTSI), el uso de la nube permite una reducción de costos de hasta el 40% en hardware y software, mientras que, en el tema de consumo energético, el ahorro es del 80%. Esto es un factor muy importante, ya que puede ser el gancho para que empresas emergentes o medianas opten por dar el salto a la digitalización a través del Cloud Computing.

2) Se adapta a las necesidades

Al igual que los usuarios, las empresas poseen distintas necesidades en el ámbito de las tecnologías de información (TI). Esto puede variar dependiendo de su producción, el tiempo que lleva operando o por el número de empleados que posea la compañía. En ese sentido, la nube ofrece escalabilidad y rapidez de implementación para llevar a cabo nuevas soluciones y ofrecer servicios de manera ágil y dinámica.

Este beneficio está íntimamente ligado al ahorro económico de la empresa, ya que, al ser la nube una herramienta que reduce los riesgos asociados con los problemas operativos internos y el mantenimiento, este se convierte en un recurso perfecto que no requiere de una inversión inicial muy fuerte.

3) Respeto por el medio ambiente

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), el 92% de la población mundial vive respirando aire contaminado. Esto ha hecho que muchas empresas y la sociedad se replanteen sus principios y busquen medidas sostenibles para continuar produciendo y operando. En este punto, la tecnología de la nube es una gran aliada para las compañías que tienen como consigna el cuidado del medio ambiente. Esto se debe a que, al hacer uso del Cloud Computing, se reduce la huella de carbono de un negocio, ya que los recursos y componentes físicos pasan a ser virtuales.

Según datos recogidos por Accenture Perú, las empresas que migran a los servicios de la nube pueden reducir sus emisiones de carbono en un 84%. Por otro lado, cabe mencionar que, proveedores líderes de tecnología cloud, como Microsoft Azure, Amazon o IBM, promueven el uso de energías renovables en sus centros de datos, lo que da a entender que las nubes públicas también ayudarán a que el negocio mantenga su carácter sostenible, ayudando así al planeta.

4) Siempre protegidos

Según la consultora Axus Advisory Group, los ciberataques crecieron en un 40% a nivel mundial durante el 2020. Esta información puede ser el factor de riesgo por el cual muchas compañías descartan la idea de dar el primer paso hacia la digitalización. No obstante, el Cloud Computing es una herramienta que se ha adaptado a este tipo de amenazas, por lo que automáticamente realiza copias de seguridad. Además, cuenta con funciones como la restauración de la información, lo que permite recuperarla en caso el problema sea un desperfecto.

Asimismo, si bien el software brinda una capa de seguridad, aplicar una segunda capa por parte del hardware también resulta conveniente. En ese sentido, los Procesadores AMD EPYC Serie 7003 son los más recomendados gracias a sus funciones de seguridad avanzada y su excelente rendimiento. Proveedores de nubes como Google Cloud y Microsoft Azure trabajan con este componente, lo que asegura gran calidad en el aspecto de la protección de datos.

Estas son las ventajas más importantes que toda empresa, ya sea grande o pequeña, puede obtener al dar el primer paso hacia la virtualidad. Existen, a su vez, muchos tipos de nubes, no obstante, la elección de alguno de ellos siempre dependerá de muchos factores, como el tipo de aplicación, las necesidades de la compañía y la gestión de los recursos.

Apoya al Periodismo Independiente

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Translate »
A %d blogueros les gusta esto: